650 grabaciones de los primeros años del Jazz completamente gratuitas  1921-1991 en Internet Archive | Universo Abierto

Vuelvo a la “historia” de los estilos del jazz, sumamente simplificada y, con lo estereotipado que supone situarlos temporalmente en décadas:

Los cuarenta,  años trágicos, fascismo, nazismo y segunda guerra mundial, los tiempos felices del swing, negocio musical enorme, se van agotando, y se va gestando un estilo que se caracteriza, en pocas palabras, por ritmo mucho más rápido, mas nervioso, a veces más frenético, frases comprimidas, “la nota que se sobreentiende sobra”, y las formaciones se reducen a combos de cuartetos o quintetos. Un club de Harlem, el “Minton`s”, donde se reunían los músicos en “after hours”, tras tocar en otros clubes, es el lugar en el que se sitúa el nacimiento de este estilo. Parker, Gillespie, Powell, Clarke, Christian y Monk eran de los asiduos. Es el “bebop”, o el bop.

Los cincuenta, la nerviosa intranquilidad que representaba el bop se va a ver reemplazada por una expresión de seguridad y equilibrio. Algo más fresco, más reposado está naciendo, es el “cool”. Miles Davis, que realmente pasó por todos los estilos, es su máximo representante. El arreglista Gil Evans, y el pianista ciego Lennie Tristano, también estaban en esa onda.

En los mismos cincuenta, se produce una reacción frente a ese estilo. Músicos jóvenes evolucionan el bebop, al que añaden más energía, el blues adquiere más influencia, incluso el soul y el funk hacen acto de presencia y muy significativa por cierto, Art Blakey con todos sus mensajeros, Clifford Brown, Lee Morgan, Horace Silver son algunos de sus epígonos. Es el “Hard bop”.

Los años sesenta son años en los que se respiran aires de libertad, una  creatividad innovadora  se manifiesta en muchas expresiones artísticas. El jazz, no fue ajeno a ello. La atonalidad, la disolución de la métrica, la irrupción de la música universal (India, Japón, Arabia, amén de la consabida África), máxima intensidad, y la extensión del sonido hasta el ruido, todo ello es el “free jazz”, Ornette Coleman, Don Cherry, Albert Ayler, Archie Shepp, Pharoah Sanders, y por supuesto John Coltrane fueron algunos de sus músicos más relevantes.

Por hoy lo dejo, amenazo con volver.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.